Avianca suspende venta de pasajes a Cuba para adaptarse a leyes de EE.UU.

Avianca suspende venta de pasajes a Cuba para adaptarse a leyes de EE.UU.

BOGOTÁ- Avianca Holdings anunció este jueves la suspensión inmediata de la venta de pasajes a Cuba “mientras resuelve un asunto pendiente” con las autoridades estadounidenses sobre sus operaciones en la isla que está relacionado con el embargo económico que pesa sobre el país caribeño.

La medida fue tomada porque Avianca Holdings constituyó este mes una sociedad de responsabilidad limitada en Estados Unidos para la obtención de un crédito, con lo cual queda sujeta a las regulaciones de ese país.

“Avianca Holdings informa que, mientras resuelve un asunto pendiente con la Oficina de Control de Activos Extranjeros de Estados Unidos (OFAC), relacionado con la operación comercial a Cuba, la compañía suspenderá la venta de tiquetes desde y hacia Cuba a partir del 31 de octubre de 2019”, manifestó la empresa en un comunicado.

Actualmente Avianca tiene un vuelo diario a La Habana desde Bogotá y otro desde San Salvador, que seguirán operando mientras se resuelve el caso, pero no se descarta que la suspensión de venta de billetes se extienda a las operaciones como tal.

“Los boletos ya emitidos se mantienen normales y se van a cumplir” pero en el hipotético caso de que se amplíe la medida a la suspensión de vuelos la empresa tendrá que acomodar en otras aerolíneas a quienes ya compraron pasajes, dijo a Efe una fuente de la compañía.

El pasado 23 de octubre Avianca Holdings anunció que como parte de la estructura financiera para la obtención de un crédito su accionista mayoritario, Synergy Aerospace Corp, constituyó en el estado de Delaware (EE.UU.), la sociedad de responsabilidad limitada BRW, a la cual transfirió unilateralmente todas sus acciones del conglomerado.

Con esa operación “Avianca entró a ser considerada como una compañía sujeta a las regulaciones de Estados Unidos con respecto al embargo económico que mantiene dicho país contra Cuba”, agregó la empresa.

“En ese sentido, después de revisar la situación, la compañía identificó que sus operaciones comerciales desde y hacia Cuba podrían haber infringido involuntariamente las regulaciones estadounidenses por el control de activos cubanos”, de lo cual Avianca informó voluntariamente a la OFAC.

La compañía añadió que coopera con ese organismo “para entregar la información necesaria y lograr oportunamente la resolución de esta situación”.

El Gobierno de Estados Unidos activó el pasado 2 de mayo el título III de la ley Helms-Burton, que permite a estadounidenses demandar a empresas que operen en terrenos o inmuebles en Cuba expropiados tras la Revolución de 1959, entre ellos los aeropuertos.

Como parte del endurecimiento del embargo estadounidense a Cuba por parte de la Administración del presidente Donald Trump, el pasado viernes el Gobierno anunció la prohibición del servicio aéreo entre Estados Unidos y Cuba en un plazo de 45 días, medida que afectará a nueve aeropuertos de la isla y de la cual el único exento será el de La Habana. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *