Hay un repunte de la inflación en RD: ¿señal de recuperación económica?


Visitas :
111

Hay un repunte de la inflación en RD: ¿señal de recuperación económica?

A mediados de marzo de este año, cuando el país declaró la pandemia, cerrando aeropuertos y restringiendo las actividades productivas, principalmente el turismo, el Banco Central se comprometió, como parte de sus responsabilidades, con darle seguimiento al impacto económico del coronavirus y a los demás factores de incertidumbre y sus efectos sobre la economía dominicana. La entidad aseguró que estaba preparada y con espacio suficiente para reaccionar de forma oportuna ante factores que pudieran generar desvíos de la meta de inflación y afectar el crecimiento económico.

El período de pandemia cumple nueve meses. ¿Se consumaron las proyecciones del Banco Central? ¿Pudo materializar la promesa de mantener a flote la economía? El período comprendido entre abril y julio ha sido el peor de la crisis. El indicador mensual de la actividad económica (IMAE) cayó 29.8% en abril y 13.6% en mayo, valores sin precedentes en el pasado reciente.

La inflación es uno de los indicadores económicos que envían señales respecto al comportamiento de la economía. Aunque no siempre se produce por las reglas implícitas del mercado (oferta y demanda), un aumento de los precios es un indicativo de que la demanda interna, es decir, el consumo, se ha dinamizado.

Las estadísticas reportadas por el Banco Central establecen que esto es justamente lo que viene sucediendo desde que se inició la reapertura gradual de la economía, principalmente desde julio. Mientras hubo inflación negativa entre febrero y mayo, con un promedio de -4.0%, en los siguientes seis meses el promedio se ubica en un 1.04%.

En noviembre pasado, por ejemplo, el índice de precios al consumidor (IPC) registró una variación de 0.60% respecto al mes anterior, lo que situó la inflación acumulada en un 5.05% en los primeros 11 meses de este año. La interanual (noviembre de 2019-noviembre de 2020) se ubicó en 5.26%. Según la autoridades, si se considera la serie analítica de la nueva base referencial del IPC, el incremento anualizado de noviembre se ubicaría en un 4.40%.

El Banco Central precisa que las referidas variaciones interanuales irán convergiendo en los próximos meses, al tiempo de puntualizar que la inflación subyacente anualizada (4.61%) se mantiene dentro del rango meta de 4.0% +/- 1.0% establecido en el Programa Monetario.

El indicador de inflación subyacente aísla las variaciones de los precios de algunos bienes agropecuarios que tienden a ser volátiles, así como de las bebidas alcohólicas, el tabaco, los combustibles, los servicios administrados y el transporte, permitiendo de esta forma extraer señales más claras para la conducción de la política monetaria.

¿Qué ha pasado con la tasa de cambio? La relación de la moneda dominicana con el dólar estadounidense es otra de las variables que inciden en los precios. La tasa de cambio promedio del mercado spot para la compra del dólar estadounidense en el período enero septiembre de 2020 fue de RD$55.81, para una depreciación de 9.2% en relación con el promedio del mismo período de 2019. Para la venta promedió RD$55.89/US$, lo que indica que el peso se devaluó un 9.1% con respecto al promedio de igual período de 2019.

El Banco Central destaca que, en cuanto a la tasa de cierre al 30 de septiembre de 2020, la depreciación acumulada para las tasas de cambio de compra y venta fue de un 9.2% y un 9.4%, respectivamente, con relación al 31 de diciembre de 2019. Desde julio a la fecha, sin embargo, el peso muestra una ligera apreciación respecto al dólar, al pasar de RD$58.2693 a RD$58.0955, para la compra, y de RD$58.3452 a RD$58.3285, para la venta.

De acuerdo con las estadísticas oficiales, durante el período enero-septiembre de 2020 el producto interno bruto (PIB) real registró una variación interanual de -8.1%, reflejando una tendencia sostenida de recuperación de la actividad económica en los últimos meses. De acuerdo con el IMAE, en septiembre la actividad económica presentó una variación interanual de -5.6%, cinco veces menor a la contracción de -29.8% observada en el pasado mes de abril.

¿Cómo ha logrado la Autoridad Monetaria mantener a flote la economía y, en los últimos meses, comenzar a revertir su comportamiento negativo? La política monetaria ha tomado una posición expansiva desde marzo del año en curso para amortiguar los efectos del covid-19. Adicional a esto, la inflación ha ido incrementándose desde mayo. En marzo, cuando se declara la pandemia, la tasa de política monetaria (TPM) fue reducida de un 4.5% a un 3.5% anual, con lo que se buscaba evitar el fuerte impacto que tendría la parálisis de las actividades productivas. En septiembre hubo una nueva reducción de 50 puntos básicos para ubicarla en 3.00%.

En este contexto, el Banco Central explica que continúa implementando un conjunto de medidas monetarias orientadas a mitigar los efectos del coronavirus. En particular, del total de RD$190,000 millones puestos a disposición de las entidades de intermediación, se habían canalizado más de RD$154,000 millones a los hogares y los sectores productivos, especialmente para las mipymes, a través de unos 59,000 préstamos a los agentes económicos.

Entorno fiscal
En el tercer trimestre de 2020, el entorno fiscal ha seguido determinado por la crisis global provocada por la pandemia del COVID-19. Desde el mes de abril, la tasa de crecimiento interanual de los ingresos acumulados ha sido negativa, lo que, ante gastos crecientes debido a la pandemia, ha supuesto un desafío para las finanzas públicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

/body>